No obligues a nadie a quererte, mejor oblígalo a irse. Quien insista en quedarse, es quien realmente te quiere. Siempre seremos para alguien, la persona correcta que conocieron en el momento equivocado.

Seguidores

27 octubre 2017

LA RULETA RUSA.

Viste de negro, con camisa blanca y corbata oscura; tiene aspecto de chico de Liverpool pero ya un poco mayorcito, y debe ser el salvaguarda de la legalidad y la normalidad en su comunidad, pero le gusta el juego.
Tiene una pistola, un colt del 45 de tambor, se pasea con ella continuamente; hace unos meses, unos socios pero no amigos, le regalaron una bala, una bala de oro supuestamente, que tiene grabada las letras D.U.I.
El hombre de negro, que ora anda acelerado, ora pasea reposado por pasillos y salones, aficionado al riesgo, decidió jugar a uno de los juegos que más peligro conlleva: la ruleta rusa.
Introdujo la bala en su colt del 45 y gir√≥ el tambor varias veces,  auspiciado por un socio que lo mal mira, se subi√≥ a un estrado  y presion√≥ el gatillo...
¡Clic!
Casi termina con lo que el hombre de negro representa; sus socios le siguen impulsando a jugar, sus conocidos le reprenden advirtiéndole que puede morir en el intento, y mucha gente le increpa que sea valiente y gire de nuevo el tambor.
Y otra vez lo hace, mete la bala de oro, y lo gira varias veces, de nuevo se sube al estrado y...
¡Clic!
El percutor de nuevo no encontr√≥ el detonante de la bala, el se√Īor de las gafas se escap√≥ de nuevo de la muerte anunciada.
Así lleva unos meses jugando, a expensas de que en uno de esos giros, el tambor se acomode donde la mayoría no quiere que lo haga, y entonces....
Hoy parece que de nuevo va a girar el tambor, y va a apretar el gatillo, ojal√° el sonido que escuchemos sea clic de nuevo.

24 octubre 2017

√ČRASE UNA VEZ... LA LIBERTAD.

√Črase una vez un pobre que ped√≠a diariamente en la esquina de la calle Real del pueblo; todos los vecinos cre√≠an que no ten√≠a ni para comer porque as√≠ lo proclamaba a boca llena; nunca mejor dicho a boca llena, esa que ten√≠a comiendo a dos carrillos cuando llegaba a casa donde ten√≠a el frigor√≠fico repleto.
√Črase que se era, una se√Īora que clamaba a diario que ten√≠a mucha sed, que se mor√≠a de sed, pero llevaba al cuello continuamente una cantimplora con agua limpia y fresca.
√Črase que se era, uno que protestaba vehementemente por no poder dormir a las doce del d√≠a, despu√©s de haberse acostado a las diez de la noche.
√Črase que se era, una chica que vi pidiendo en la puerta de la parroquia de la Anunciaci√≥n de Sevilla, cuando de nuevo me di la vuelta para mirarla, conversaba por un iphone; no tuvo m√°s remedio que marcharse.
¡Que mala es nuestra sanidad!, y tenemos operaciones, atenciones, consultas y tratamientos que en otros pa√≠ses mucho m√°s desarrollados deber√≠amos pagar de nuestro bolsillo, e incluso endeudarnos para toda la vida por conseguirlos, y en los menos desarrolados ni te cuento.
¡Que mala es nuestra educaci√≥n!, y tenemos ense√Īanza pr√°cticamente gratuita para aquel que la aproveche; en otros sitios m√°s poderosos, hay muchas familias hipotecadas de por vida para pagar los estudios universitarios de sus hijos, de los paises que menos tienen, ni hablamos.
¡Que malo es nuestro sistema de pensiones!, y hay millones de conciudadanos que perciben una pensi√≥n y jam√°s han cotizado para ello.
¡Nos est√°n robando! El que est√© libre, que tire la primera piedra.
Si algunos o algunas no tuvieran esa libertad que tanto pregonan que no existe, no ser√≠an libres  para expresarse libremente clamando que les ha sido expropiada.
Como dir√≠a Unamuno: El fascismo se cura leyendo y el racismo se cura viajando; y yo a√Īado: el desprecio a los beneficios de los que disfrutas se cura careciendo un tiempo de ellos.
A√ļn as√≠, todo es mejorable, pero  creo que para mejorar algo, primero tienes que tenerlo.
De las "cosas del querer" me pronunciaré otro día.



23 octubre 2017

¿COMO EN CASA?

Hay cosas que no tienen explicaci√≥n; hay maneras, de los que vivimos en esta sociedad, que no tienen raz√≥n de ser; hay situaciones en las que los espejos desaparecen siendo obviados y nos comportamos  de una forma contraria a lo que lo hacemos normalmente con nosotros mismos; quiz√°s porque no nos atrevemos a hacerlo cara a cara, o no tenemos la costumbre de realizarlo en nuestra propia casa.
No eres capaz de enfrentarte cara a cara a quien abusa de ti, y pones como un trapo a un √°rbitro de f√ļtbol arropado por esa masa que te encubre.
Seguro que cuando paseas a tu perro, no paras al lado de las ruedas de tu coche para que haga “pip√≠”, lo dejas para que lo haga en otro coche.
Cuando fumas no tiras las colillas en el suelo de tu casa, ¿O s√≠?
¿Y los papeles y c√°scaras?
Normalmente, cuando enciendes una luz en casa, la apagas para ahorrar; pues en la mayor√≠a de los servicios p√ļblicos: bares, supermercados, restaurantes, etc. normalmente las luminarias siempre est√°n encendidas y es porque alguien se las dej√≥ as√≠.
Si encuentras un ara√Īazo en la puerta de tu coche abominas del que te lo hizo  y se larg√≥; despu√©s eres t√ļ el que huyes tras romper el retrovisor del que estaba aparcado al lado tuyo.
Te emberrinchas cuando alguien se ha quedado con tu dinero queriendo, o sin querer, pero t√ļ no devuelves lo que te han dado de m√°s.
Echas demonios por la boca cuando se te cuela un coche en la cola  donde esperas, pero de vez en cuando t√ļ tambi√©n te entremetes.
Criticamos continuamente al vecino de enfrente, o al de al lado, y seguimos sin ver la viga en nuestro ojo.
En fin, en la calle y con otras personas, actuamos la mayoría de las veces, de forma diferente a como lo haríamos en casa o con nosotros mismos; y lamentablemente así nos va.


18 octubre 2017

V√ćCTIMAS.

Parafraseo a mi amigo y magn√≠fico escritor Andr√©s P√©rez Dom√≠nguez y su libro “El violinista de Mauthausen” que dice:
En Par√≠s, una pareja est√° a punto de casarse en la primavera de 1940, pero la Wehrmacht invade Francia y √©l, republicano espa√Īol exiliado, es detenido por la Gestapo y enviado al campo de exterminio de Mauthausen. Ella colaborar√° con los servicios secretos aliados, dispuesta a cualquier cosa para salvar la vida de su prometido. 
Se tilda a algunos como presos pol√≠ticos cuando miles y miles de ellos, de ambos bandos, pagaron con su vida su condici√≥n de preso pol√≠tico; el protagonista de esta novela tambi√©n fue preso pol√≠tico, como otros muchos, en campos de concentraci√≥n europeos. Acusan de represi√≥n brutal a la actitud de las fuerzas de seguridad del estado de hace unos d√≠as, ni idea de las represiones de los “grises” de no hace tantos a√Īos; el terrorismo tambi√©n es otra cosa y si no que le pregunten a las √ļltimas v√≠ctimas del atentado de Barcelona.
El otro día vi una foto de una multa de 30 pesetas por estar a menos de diez metros de un guardia civil.
Es necesario un acto de concienzuda reflexi√≥n, much√≠simas de las personas que hoy en d√≠a vivimos en este pa√≠s no tenemos, y me incluyo, ni idea de lo que es pasarlo mal, estar en tensi√≥n todo el d√≠a, el miedo de salir a la calle, el p√°nico a que llamen a la puerta (en ambos bandos) al caer la tarde, incluso a reunirse m√°s de tres personas en la calle; no sabemos lo que es trabajar duro  f√≠sicamente por un mendrugo y un poco de tocino de sol a sol; no se recuerda lo que era vivir sin internet, casi sin juguetes, sin comida, pasando hambre, pagando al m√©dico para que te cure, sin pagas de jubilaci√≥n, sin agua corriente, sin v√°ter, y un sinf√≠n de cosas m√°s.


Hoy, penosamente, todos y todas somos víctimas de todo; protestamos por todo, llevamos la razón en todo, lo hacemos todo bien (y si nosotros lo hacemos bien, tiene que haber alguien que lo haga mal). Todos y todas somos hoy en día víctimas de nosotros mismos, víctimas de nuestra reducida memoria histórica, víctimas de nuestra prepotencia, e incluso diría más; hay muchos, muchos y muchas que usurpan hasta la condición de víctimas y se quedan tan panchos.

12 octubre 2017

ALMA EMPAPELADA.


Me ruboriza esa mirada despistada, esa sonrisa mudada con la que nos habláis; escondéis la luz de vuestros ojos, esa que puede delataros, con unas gafas brillantes y escrupulosamente limpias, en las que se refleja la luminosidad del ambiente que os rodea en cada momento.
Cuando os dirig√≠s a m√≠ directamente, las persianas de vuestras pesta√Īas o el cierre de vuestros p√°rpados, no me dejan ver c√≥mo son las pupilas; balbuce√°is met√°foras; las hojas vol√°tiles, que en buena medida os escriben, esos guiones  que os limit√°is a interpretar, tienen mucho de novela de aventuras, de relato hist√≥rico novelado, de drama de amor y odio; m√°s odio que amor en casi todas las p√°ginas.
Segu√≠s titubeando, zozobrando mi alma y la de millones de personas; vuestros o√≠dos parecen como taponados por una cantidad ingente de papeles que se interponen, entre lo que dicta vuestro coraz√≥n y lo que articula vuestra boca; y no me quiero ni imaginar lo que escond√©is en lo m√°s rec√≥ndito de vuestro ser, en esa caja donde se guardan los m√°s bajos sentimientos, las m√°s bajas pretensiones, donde todos “atesoramos” nuestros m√°s bajos deseos: el poder, el ansia, el dinero, la violencia, la venganza, el odio, etc. etc.
Es un juego, en el que interpret√°is vuestro papel; igual que los futbolistas en el f√ļtbol, os dec√≠s: perros jud√≠os, hijos de puta, la concha de tu madre; y al final cuando acaba el partido, saludos, abrazos, negocios juntos, bodas y todas esas cosas.
Os escond√©is detr√°s del traje, de la corbata, de la ideolog√≠a, de la camiseta, del vaquero, de la coleta, del vestido de chaqueta, de lo que digan las bases, de la sudadera; pero nunca, nunca en p√ļblico, habl√°is ni una puta vez sin contar mentalmente los votos que pod√©is  perder o los esca√Īos que dese√°is conseguir.

Eso es cambiar vuestra alma por papel, conlleve lo que conlleve ese papel.

10 octubre 2017

ESTO ES LA VOZ.


Hay momentos, quiz√° demasiados, en los que te sientes da√Īado por t√≠ mismo, o por t√≠ misma, miras en el espejo y este refleja: que has perdido el pelo, que se est√° volviendo blanco, que tienes una o dos o tres arrugas m√°s, que se te han ca√≠do los pechos, que los abdominales  se convierten en uno y este se va descolgando progresivamente, que los pelos nacen y crecen donde no quieres,  que has puesto algunos kilos, etc. etc. Para qu√© os voy a contar si todos y todas sab√©is a lo que me refiero. Esas sensaciones que te hacen decir: ¡Que fea o que feo estoy!
Entonces... 
Empiezas a odiar al espejo, asomas a la puerta del ba√Īo a escondidas, queriendo pasar como de puntillas por el tr√°mite de peinarte o arreglarte a diario, te atusas el pelo con la luz apagada, solo con el reflejo luminoso del pasillo, te vistes y te miras de arriba hacia abajo pero no de frente; todo eso pasa por no actuar como los concursantes de "La Voz".
Cuanto te presentas a concursar en "La voz", t√ļ ya debes de ser  consciente de que vales, de que est√°s preparado o preparada para ello; despu√©s se podr√°n dar la vuelta o no, te podr√°n aceptar o no, pero siempre a expensas de lo que expreses delante del micr√≥fono, nunca del aspecto que presentes en la prueba.
Y con todo y con eso, puedes no gustarle a ninguno de los cuatro jueces y ninguno pulsará el botón rojo; aunque después intenten minimizar el fracaso que para tí supone.
Pues es la táctica que debes seguir, si eres consciente de que vales, de que eres auténtico o auténtica, no hay porqué mirarse al espejo, una cortina que lo tape, y una cita a ciegas con el destino.


09 octubre 2017

JOHN LENNON Y LA INDEPENDENCIA.

Hoy hubiera cumplido setenta y siete a√Īos, si la vejez lo hubiera respetado y si un descerebrado no le hubiera disparado hasta en cinco ocasiones, hace ya treinta y siete navidades.
Anoche so√Īando, me imagin√© que este m√ļsico, poeta, “fil√≥sofo” y pacifista a√ļn viv√≠a, y lo hac√≠a en nuestro pa√≠s; so√Ī√© que hab√≠a tenido la osad√≠a de hacer un comunicado para el tema que ocupa nuestro d√≠a a d√≠a, y que opaca el resto de los graves problemas a los que nos enfrentamos.
Ese comunicado diría así:

Hab√©is // nacido en una prisi√≥n// (born in a prision) esa que representa vivir donde viv√≠s; de peque√Īos, la mayor√≠a hab√©is sido un // ni√Īo bonito// (beatiful boy) sin conocimiento de lo que se os ven√≠a encima; al nacer, vuestras madres rezaban y os salmodiaban: //Dios te bendiga// (bless you) para pedir que tuvierais una vida linda, para que triunfarais en vuestros proyectos de futuro y os educaron para ello.
En el transcurso del tiempo //un d√≠a en la vida// (a day in the life) te encaprichaste con //el noveno sue√Īo// (# 9 dream) que tuviste, prometiendo que ibais a //venir juntos// (come together), pero se dieron cuenta y te avisaron: //no puedes comprarme, amor// (can´t buy me love).
Revelas progresivamente hacia donde te diriges, y te lo han advertido seriamente : ¡No me dejes! (don´t let me down)
Pero ya es tarde, ¿No?, ese //amor// (love) que os proces√°bais se ha enconado y ahora mismo duele demasiado.
//Imagina //(imagine) un pa√≠s sin fronteras, imagina que no existe el dinero, el poder y muchas m√°s cosas que nos enfrentan y //dem√≥sle una oportunidad a la paz //(give peace a chance), has de ver que //todo lo que necesitas es: amor// (all you need is: love); amor entre hermanos, vecinos, compa√Īeros de trabajo, paisanos y todos los habitantes de la comunidad.
Lo m√°s coherente ser√≠a: archivar todos los acuerdos, los papeles, borrar las conversaciones, los insultos, las agresiones verbales y f√≠sicas, los v√≠deos, las paparruchadas que nos hemos dicho,  y //con un poco de ayuda de mis amigos (with little help from my friends) iniciar vuestra relaci√≥n desde un principio //como si empez√°ramos de nuevo// (just like starting over).

“La vida es aquello que nos va sucediendo mientras nos empe√Īamos en hacer otros planes”. 

Signado y rubricado hipot√©ticamente por John Winston Ono Lennnon en el d√≠a de su 77 cumplea√Īos.

¡Ojal√° fuera cierto! ¿No?

Por lo menos sed felices.

03 octubre 2017

SIETE OJOS CON LOS VALIENTES.

Pasan con sus bicicletas por donde les da la gana, no por el carril bici, sino por las aceras, pasos de peatones, jardines, etc. ellos son muy "valientes" porque infringen las normas de circulaci√≥n y no les da miedo; lo mismo que son "valientes" los que aceleran cuando el sem√°foro se pone en rojo y se lo pasan. Son tambi√©n muy "valientes" los que van en moto en zig-zag de un lado a otro de la carretera como si fuera el √ļnico veh√≠culo que circula por ella. "Valiente" es el que se enfrenta a la ley para desobedecerla, e insulta a los que la cumplen respaldado por la turba. "Valiente" el que enga√Īa continuamente a su pareja; "valiente" es el que tiene la valent√≠a de mentir, quedarse con lo que no es suyo, meter a un pueblo en una espiral que tiene dif√≠cil salida; "valientes" los que arengan a una sociedad a la ruina y al enfrentamiento entre vecinos y familiares sabiendo que, a √©l, no le va a pasar nada; "valiente" el que se toma dos o tres copas y coge el coche, "valiente" es el que te atraca con un arma en la mano, "valiente" el que atenta contra la vida de muchos cogi√©ndolos por sorpresa, por la espalda; "valiente" es el que te insulta amparado por muchos que lo arropan y lo encubren.
Valiente...
Ser valiente es otra cosa, y para muestra solo un bot√≥n: viudas con m√°s de cuatro hijos que los sacaron a todos adelante sin pagas, ni ayudas, ni C√°ritas, ni leche "mig√°", esas s√≠ fueron VALIENTES con may√ļsculas.
Con los "valientes" lo que hay que tener son siete ojos; a mí con el casi medio ojo que me queda, me va a resultar más difícil.

02 octubre 2017

COCA COLA PARA TODOS.

Hoy abro esta página de reflexión como en otras ocasiones, parafraseando al famoso anuncio de la Coca Cola que tantas veces hemos visto:
Para los de CDC para los del PSOE, para los ERC, para los del PP, para los que simulan heridas y las suben a las redes sociales, para los que han sangrado de verdad, para los que les duele el coraz√≥n; para los de ACN, los de CIU, los que iniciaron, para los que se quedaron absortos, para los de AMI los de Ciudadanos, para los de PDcCat, para los de Podemos y asociados, para los de patat√≠n y los de patat√°n; para los que han utilizado a ni√Īos como escudos, para los que los han protegido, para los que han votado muchas veces, para los que no lo han hecho; para empresarios y empleados-clientes, para los catalanes que quieren seguir siendo espa√Īoles, para los espa√Īoles que quieren que sigan estando con ellos los catalanes; para los que viven all√≠ y son del resto de Espa√Īa y para los de all√≠ que viven por aqu√≠; para los que se quieren ir, para los que no los dejan quedarse; para los Mossos, para los que se chulearon, para la Guardia Civil, para los violentos, para la Pol√≠cia Nacional, para los radicales que vinieron del resto de Espa√Īa y de Europa a provocar; para los de: ¡A ver si hay cojones de no dejarnos votar!, para los de: ¡A por ellos!; para los que han estafado a los de buen coraz√≥n (como tantas veces), subiendo fotos falsas y falsas declaraciones para violentar a√ļn m√°s al personal, para los que se han dedicado, dentro de la poca difusi√≥n  que tienen sus comentarios, a intentar hacer reflexionar a los descerebrados; para unos, para otros, pata ti y para m√≠:
LOS SERES HUMANOS TENEMOS LA MALA COSTUMBRE DE HACER LAS COSAS, SIN PONERNOS EN EL LUGAR DE LOS DEM√ĀS.
AS√ć NOS VA, Y AS√ć LES VA A LOS DEM√ĀS.