No obligues a nadie a quererte, mejor oblígalo a irse. Quien insista en quedarse, es quien realmente te quiere. Siempre seremos para alguien, la persona correcta que conocieron en el momento equivocado.

Seguidores

25 junio 2020

GOOGLE CON ANTIVIRUS.

Google LLC es una compa√Ī√≠a principal subsidiaria de la multinacional estadounidense Alphabet INC., cuya especializaci√≥n son los productos y servicios relacionados con internet, software, dispositivos electr√≥nicos y otras tecnolog√≠as.
Con miles de servidores y centros de datos en todo el mundo, Google es capaz de procesar m√°s de 1.000 millones de peticiones de b√ļsqueda diaria y su motor de rastreo es el m√°s utilizado a nivel mundial. 
Podemos encontrar entrando en Google:  Wikipedia, que ¡Menuda enciclopedia!.
Pero antes de conectarnos a Google es necesario instalar un buen antivirus.
El antivirus sirve para detectar y eliminar virus informáticos, (que lástima que no haya anticovid19 todavía), con el avance de los sistemas operativos en internet y el transcurso del tiempo, los antivirus han evolucionado hacia programas más avanzados, para buscar, detectar y eliminar todo tipo de "malwares".
Como muchas veces he dicho, el cuerpo humano es un autómata con sentimientos, dirigido por un ordenador, y es necesario utilizar en nuestra persona el google y el antivirus.
Con el paso del tiempo tu capacidad de memoria, de reacción, de acción se va retrasando, las células neuronales se van muriendo y no se regeneran, por lo que no vendría mal instalarnos en la cabeza un buen "Google" con su correspondiente "Wikipedia".
Pero eso no queda ah√≠; despu√©s de dar tantas cosas por tantas personas, y descubrir que tantos y tantas lo √ļnico que pretend√≠an era aprovecharse de tu persona, llega un momento en que no tienes m√°s remedio que instalarte un: Avast, McAfee, Kaspersky, Panda, Norton, PC Tools o Symantec al final de la aorta, en la misma boca de la aur√≠cula izquierda para analizar, detectar y eliminar lo da√Īino para tus sentimientos.
"Cada vez necesito más un antivirus en mi corazón, y un google en mi cabeza".

Imagen extraída de la web: YouTube.com


SORDOS Y MUDOS, SIN √ĀNIMO DE MOLESTAR.

En mi infancia conoc√≠ a un hombre joven que en el pueblo le dec√≠an: "el mudito"; Antonio era y es una excelente persona y un magn√≠fico profesional de la alba√Īiler√≠a.
No solamente era mudo, también era sordo, pero eso no le impedía relacionarse con la gente, relacionarse con las personas que lo contrataban, tampoco tenía mala relación con Victoria, su esposa, y sus hijos.
Era un trabajador incansable, no hablaba, no paraba para el bocadillo (venía comido de casa), solo quería agua fresca; y daba gusto intentar entenderse con el.
Hoy en día, con el lenguaje de signos establecido es más fácil relacionarse con estas personas, pero para mí, cuando estuvo haciendo obras de reforma en mi casa, era un verdadero reto hacerme entender por signos. En los dos meses y pico que duró la reforma llegamos a entendernos perfectamente; era un hombre con una expresión en la cara que no hacía falta ni escucharlo, su cara lo decía todo.
Pronunciaba pocas palabras, y mal, pero supongo que para él sería un reto inconmensurable aprenderlas sin poderlas oír.
Cuando terminaba su jornada laboral, mientras se tomaba un refresco conmigo, y después de haberme dejado para el arrastre (yo era su peón en la obra), charlábamos un poco; de mis padres, de mi trabajo, de la vida, de la política, en fin de todo un poco; al principio estuve más torpe, después me fui entendiendo cada vez mejor con él.
Eso me demostró que toda persona con un defecto físico solo tiene que querer hacer las cosas que ese defecto le coarta, para salir adelante.
Otra situaci√≥n es no querer escuchar al que te habla, y otra, todav√≠a m√°s dif√≠cil, es esperar a que la gente te conteste cuando les hablas.
Llegar√° el momento, dadas las circunstancias, que habr√° que tomar alguna vez una decisi√≥n ¿No?
Porque...
"Me harté de hablarle a los sordos y de esperar que los mudos me contestaran".
Escuchar y hablar por interés no me vale, va a ser que no.


Todo tomada de: pinterest.com

24 junio 2020

ME HACEN DA√ĎO...

¿Cuanta gente nos hace da√Īo al cabo de nuestra vida?, incluso entre miembros de la misma familia; padres con los hijos, hijos con los padres, parejas entre s√≠; entre compa√Īeros, entre amigos...
¡Joder, parece, no, no parece, estoy convencido de que muchos y muchas disfrutan haciendo da√Īo!
Hay muchas formas:
Da√Īo f√≠sico, (todos sabemos del que estoy hablando)
Da√Īo ps√≠quico, quiz√°s m√°s doloroso que el anterior, porque el anterior se resana, √©ste es mucho m√°s dif√≠cil de superar y por lo tanto de sanar.
Da√Īo moral, este da√Īo te hace cambiar tu vida, tu forma de verla y muy a pesar tuyo tu forma de actuar hacia los dem√°s, lo haces con recelo, temiendo que todo el mundo venga a hacerte da√Īo, y por lo tanto, tratando a todos como posibles agresores.
Y para estos y estas que te hacen da√Īo, llega un momento, por mucho que dijera Jesucristo de poner la otra mejilla, en el que atacan con sa√Īa donde saben, sobre todo donde m√°s te duele, y entonces te quedas materialmente sin mejillas, no tienes mejillas para poner porque te las han destrozado las dos, literalmente.
¿Hemos pensado alguna vez despu√©s de causar dolor a alguien por qu√© lo hemos hecho?
¿Cada vez que hemos da√Īado nos hemos podido imaginar ni siquiera las horas, los d√≠as, los meses y a√Īos que habr√°n pasado los damnificados doli√©ndose por esas heridas?
Pero eso s√≠, hay una cosa peor que nos lastima a todas horas del d√≠a, de la noche, en sue√Īos, antes de un evento importante para nosotros, ante una duda, ante un dilema, ante un descubrimiento no deseado, y es las laceraciones que nos infringe nuestra mente.
¡Hija de la gran puta!, siempre se mete donde no queremos que entre, y nos hace sufrir indefinidamente. ¿O no? 
"Ni tus peores enemigos pueden hacerte tanto da√Īo, como tus propios pensamientos". (Buda)

Foto extraída de la web: cincodias.elpais,com

23 junio 2020

LA PRIMERA Y LA MIL.

El d√≠a primero de mayo de 2013, y gracias al √°nimo de mi estimada amiga Pilar Romero Servet, y mi prima Consuelo Due√Īas, me lanc√© a esta aventura de crear un blog y escribir entrada tras entrada que quedar√°n, eso espero, para la historia en este y otros blogs en los que escribo.
M√°s de siete a√Īos en los que he disertado sobre muchas, muchas cosas, y la suerte que tengo es que siempre aparecen otras miles de ideas para crear.
Cosas que oigo, frases que escucho, sentencias que leo, y análisis que hago de palabras y oraciones; noticias, actitudes, aptitudes; en resumen una crónica del día a día.
Esta entrada cumple la n√ļmero "mil"mil entradas; ¡Qui√©n me lo iba a decir hace siete a√Īos!
El uno de mayo de 2013 escrib√≠ lo que sigue, como primera entrada de mi blog, y hoy como entrada n√ļmero mil lo vuelvo a reescribir; y adem√°s de eso, lo hago  porque despu√©s de siete a√Īos, sigue a√ļn vigente, muy, muy vigente.
Si buscáis en el blog tenéis donde entreteneros con esas 1000 entradas.

La primera entrada se titulaba: 

                           ¿CU√ĀNDO SE VA A ESCUCHAR A LOS HONRADOS?
Y decía...
Hay un refrán que todos conocemos y que nuestros padres nos lo refirieron miles de veces cuando empezamos a salir con amigos, también nosotros lo hemos referido muchas veces a nuestros hijos.
Ese refr√°n dice:
"DIME CON QUI√ČN ANDAS, Y TE DIR√Č QUI√ČN ERES".
No exento de verdad, como la mayor√≠a de los refranes que pululan por el vocabulario espa√Īol.
Ahora, quisiera hacer una reflexi√≥n, y extrapolar este refr√°n a la pol√≠tica espa√Īola.
Y esta reflexión quiero que la hagan conmigo los hombres y mujeres honrados que se dedican a la política.
¿Hasta cu√°ndo vais a permanecer callados, asumiendo que se os compare con los tantos y tantos que se han aprovechado y se aprovechan de su cargo pol√≠tico, en vez de entregarse al pueblo como servidor del mismo?
Quien calla otorga, incluso en su misma casa.
El que no tenga nada que ocultar, que se levante y hable.
¡Ah√≠ lo dejo!



ORACIONES, REZOS Y PALABRAS SAGRADAS.

Los cristianos no tienen un sitio especial para rezar, aunque sus lugares sagrados son las iglesias o catedrales; la mayoría se santigua antes de hacerlo, y pueden rezar de rodillas o de pie. Tampoco tienen una hora del día específica para elevar sus oraciones.
En el islam es otra cosa, existen muchas oraciones, unas obligatorias y otras voluntarias; deben orar "salat" genuflexos e inclinados orientados hacia la Meca a la hora correcta. Deben rezar cinco veces al día; rezan en cualquier sitio, si bien sus lugares sagrados son las mezquitas, orientadas hacia la Meca, donde tratan de no molestar a las personas de alrededor.
El juda√≠smo tambi√©n es diferente. Tienen tres oraciones principales: la de la ma√Īana, la de la tarde y la de la noche, y una oraci√≥n muy famosa, el "siddur". Las mujeres no tienen restricci√≥n, pero los hombres deben cubrirse la cabeza con una "kippa" (especie de bonete parecido al de los papas y cardenales, pero en negro) y un "tallit" (pa√Īo de color blanco con rayas negras). Su lugar sagrado es la sinagoga, pero pueden rezar donde sea si tienen un "siddur" (libro de oraciones)
En el hinduismo, un ejemplo de oraci√≥n es el "sij", una de las principales oraciones que promulga la unidad de Dios. Dios, para el "sij" es uno, y su poder es tal, que es imposible representarlo o simplemente describirlo. Necesitan una imagen del Dios al que van a rezar, ya que hay varios, y un cord√≥n que les ci√Īe desde el hombro izquierdo a la cadera derecha. Rezan tres veces al d√≠a y pueden orar en cualquier parte, si bien sus lugares del culto son las mezquitas hind√ļes.
Y el budismo, por citar el póquer más importante de religiones, tiene varios rezos, los más importantes, antes y después de comer; dicen que los budistas no rezan, sino que recitan "mantras" (conjunto de palabras que se citan para invocar a la divinidad o en la meditación) y lo hacen para descubrirse a sí mismos y su potencial; pueden rezar cuando quieran y tampoco tienen un lugar sagrado donde hacerlo, solo deben estar tranquilos y sin distracciones.
Los mandamientos de la ley de Dios recibidos por Mois√©s se unifican siempre en dos: "Amar√°s a Dios sobre todas las cosas y al pr√≥jimo como a ti mismo": y en el budismo dicen que Buda dijo:
"No importa cuantas palabras sagradas hayas le√≠do, no importa cuantas hayas recitado, no importa cuantas oraciones hayas rezado; no sirven de nada si no act√ļas de acuerdo con ellas". 

Foto extraída de la página: es.calameo.com

NO CONSEGUIR LO QUE QUIERES.

El título de Dalái Lama está compuesto por dos palabras: la palabra mongola "Dalai" (océano) y la tibetana "Lama" (maestro reencarnado) por lo que Dalái Lama lo podríamos traducir como: "Océano maestro reencarnado, u océano de sabiduría".
Si el Papa, es el representante de Cristo en la tierra, el Dalái Lama es todavía un poco más, es la reencarnación de Buda, del que hablé en días pasados.
El actual Dal√°i Lama es: Tenzin Gyatso nacido en 1935, al igual que sus predecesores es prolijo en sus aseveraciones, en sus dogmas, en sus ense√Īanzas; y, eso creo, en la mayor√≠a de las frases que se le atribuyen en las redes sociales.
Y me centro en el título de artículo...
Muchas veces, muchas, no tenemos la capacidad y la suerte de conseguir lo que queremos; pero en otra cantidad de ocasiones, mejor hubiera sido no lograrlo.
Mirad incluso, como el sue√Īo de todos se puede convertir en pesadilla; si no, leed la historia de Michael Carrol premiado en 2002 con 11.000.000 de € en el euro-mill√≥n y que  desde 2012 est√° trabajando transportando troncos de madera a 11€ la hora, lo perdi√≥ todo en fiestas, vicios, juegos, etc.
Y del resto de las vicisitudes de la vida podríamos decir lo mismo; cuando acaba una relación parece que se va a acabar el mundo, y puede estar muy lejos de la realidad.
Una bronca, o una discusión entre familia, entre amigos, entre parejas, puede ser muy desagradable, pero también puede traer soluciones a los problemas.
Un despido puede llevarte, ¡Ojal√°! a un trabajo mejor.
Un penalti fallado, con un dos cero en contra, puede hundirte m√°s, o hacerte resurgir de tus cenizas cual ave fenix y remontar hasta ganar el partido.
Me quedo con esta frase del Dal√°i Lama:
"Recuerda que, a veces, no conseguir lo que quieres es un maravilloso golpe de suerte".


Michael Carrol, foto extraída del twitter del diario The Sun

RECORDAR.

Esta palabra viene del latín "recordare", y a su vez está compuesta por dos palabras en sí: el prefijo "re" ( de nuevo) y del sustantivo "cor-cordis" (corazón).
Antiguamente se creía que el corazón era la sede de la memoria; el yo pasado, lo que ayer sentimos y pensamos, perdura en una existencia subterránea del espíritu.
No obstante, y sabido ya a ciencia cierta que la memoria est√° en la cabeza, en la masa encef√°lica, eso nos resulta tremendamente feo y "mal hablado" por lo que seguimos, y seguiremos durante mucho tiempo aplicando las creencias ancestrales...
- Te llevaré siempre en el corazón.
- Me duele el corazón.
- Esto lo hago, de corazón.
- Lo guardo en mi corazoncito.
- Tiene muy mal corazón.
Y hoy, d√≠a de San Juan Bautista, como no pod√≠a ser de otra forma, tengo que recordar a mi compadre, aunque nunca nos bautizamos a ning√ļn hijo, Juanjo Villagr√°n; y no solamente hoy lo recuerdo por su onom√°stica, sino que ha habido un rimero de  momentos en estos ocho a√Īos que hace, que el humo de su existencia vol√≥ hacia la eternidad y sus cenizas se tornaron espuma de mar para surcar los oc√©anos, en los que mis recuerdos han volado a su lado.
Hoy quiero felicitar a los Juan, las Juana, los Juanito y Juanita, pero en especial a él, allá donde estés querido amigo, recibe este beso de corazón de tu compadre.
Y me vuelvo al principio, al inicio en el "re-cordis" que para mí será siempre...
"Pasar de nuevo por el corazón."



EL EQUIPO.

Estamos viendo hasta la saciedad, sobre todo a los que les guste el f√ļtbol, que un equipo en el que todos van a una, en el que todos corren, en el que todos luchan, lo m√°s probable, dependiendo de la calidad de los jugadores, es que triunfe en su competici√≥n.
Hoy se me inunda la memoria de nostalgia al recodar al equipo campeón de la "Caixampions".
Sin menospreciar a ninguno de mis compa√Īeros durante toda mi dilatada vida laborar (39 a√Īos), la mayor√≠a fueron buenos, muy buenos, o magn√≠ficos como mi querida Pepi Acebedo, pero hoy quiero hablar del "Equipo A" , "Del equipo total".
De portero estaba yo, parando los disparos de los clientes y los de los jerifantes (que eran tiros a la propia puerta); los laterales los cubrían magníficamente: Pilar Almorín, Beatriz Sarmiento, Jaime de Lemus y Ana Isabel Román, y de ariete, de delantero centro, que cuando no había más remedio, o sentíamos la necesidad, defendía como el primero, José Jaime Ruz.
Contamos con la inestimable ayuda desde la grada de Ana Benavente, y además con una eficaz colaboración de los que subían desde el banquillo: Guillermo Macías y Sergio Parrilla.
La entrenadora tampoco era mala en aquellos a√Īos en los que los partidos, "de las promociones de viviendas", ten√≠an dos o tres pr√≥rrogas todos los d√≠as, Mar√≠a Jos√© Fern√°ndez.
Valga el s√≠mil de un equipo bien engrasado para a√Īorar aquellos tiempos, comparados con los de ahora, en los que era un deleite ir a trabajar, luchar por una entidad, y crearte un "prestigio"  en el buen hacer.
Ha sido un verdadero placer, y un verdadero orgullo, evocar en estos d√≠as de turbaciones, sinsabores, dudas, y mucha presi√≥n, aquel equipo que gano un a√Īo la "Caixampions".

"Trabajando en equipo minimizar√°s el esfuerzo y multiplicar√°s los resultados".





13 junio 2020

CULPABILIDAD.

Hace nada más que un suspiro que se nos ha dado una ficticia libertad para movernos por aquí o por allá, y ya han empezado de nuevo los rebrotes.
Las noticias son aterradoras, como todas las noticias que nos meten con calzador por la prensa, por la radio y por la televisión.
Gente apelotonada en los bares, "botellonas" desarticuladas por los miembros de las FF.AA.; alcaldes con un poco de alcohol encima, celebrando el nuevo estado, bailando bajo la lluvia y abraz√°ndose a todo el mundo; inmigrantes que infectan a los miembros de la Cruz Roja, etc., etc.,etc.
Y yo ahora me pregunto:
¿Si esto se desmadra y el gobierno tiene que dar marcha atr√°s y volvernos a recluir, porque no somos lo suficientemente responsables para afrontar nuestros deberes como ciudadanos?
¿De qui√©n va a ser la culpa que tengamos que volver a ver la vida desde un balc√≥n? El que lo tenga.
¿Qui√©n ser√° el responsable de la ruina econ√≥mica que se nos puede venir encima, mucho m√°s enorme de la que ya tenemos?
Yo abogaría porque la persona que no cumpla las normas, y sea pillado, no ya que pague una multa, porque eso sería preferencia para los que tienen más dinero, sino que sea quien sea, venga de donde venga y tenga lo que tenga, que pague su imprudencia: limpiando hospitales, limpiando residencias de ancianos, trabajando en la morgue, repartiendo comida entre los necesitados; a ver si así se dan cuenta de donde han llegado, o han podido llegar sus conciudadanos por su dejadez e imprudencia.
¡Ay la culpabilidad!
Nadie es el culpable...
¡Ah, el gobierno!
¡Ah, la oposici√≥n!
¡Ah, t√ļ!. ¡Ah √©l!
Lo que no va a cambiar nadie es la moraleja que se me ha acaba de ocurrir para este tema:
"La culpabilidad de unos no sentenciados, puede ser la sentencia para otros no culpables". (J.M. Bou)

Foto extraída de la página web: vivirsinplastico.com

12 junio 2020

IMPERFECTO.

Querida madre, queridos hijos, querida Charo, hermanos, familia, amigos, amigas, compa√Īeros y compa√Īeras de trabajo, conocidos, conocidas y dem√°s personas del orbe que tengan, o hayan tenido, alguna relaci√≥n conmigo:
No tengo m√°s remedio que confesaros que soy im-per-fec-to a todos los efectos.
Mirad que me gustan las cosas bien hechas, nunca mejor hechas de como las hac√≠a mi padre, que era el culmen de la perfecci√≥n; mirad que intento, y Dios lo sabe, tratar a todo el mundo con educaci√≥n, con cari√Īo, dedicando mi tiempo hasta a quien no lo merece; mirad que siempre procur√© ayudar a todo el mundo, incluso sin que me lo pidieran, cosa que me caus√≥ m√°s de mil decepciones; mirad que jam√°s denost√© a mis compa√Īeros, si bien algunos no hicieron otra cosa que denostar a mi persona; mirad que me entrego en cuerpo y alma a los dem√°s, que hago las cosas sin segundas, que estoy para lo que necesiten de mi...
Pues adem√°s de todo esto, me confieso que soy imperfecto; soy consciente que muchas de las cosas que hago salen mal, considero que no actuar severamente, o no decir un  "no" en alg√ļn momento, puede llegar a ser un error de bulto en las relaciones con los dem√°s, por eso soy imperfecto.
Se que soy torpe, intenso, que me preocupo por todos y por todas las cosas, se que soy antiguo, y que me fío demasiado de la gente, por eso soy imperfecto y no puedo remediarlo.
Y si nos vamos a la etimolog√≠a de perfecto... 
Viene del lat√≠n "perfectum" (completamente hecho y acabado, sin falla), por lo que, al tener fallos, le tengo que a√Īadir el prefijo "in" (que al ir delante de P es "im", y que significa -no-"
Ahora s√≠, tened en cuenta que soy as√≠ y no lo puedo remediar, quien quiera estar que est√©, quien no, que se retire, pero que no  me haga da√Īo.
Intentaré vivir cada día el presente, porque el pasado, es imperfecto; y el futuro también.
Seguir√© siendo as√≠, porque... 
"Querer ser otra persona es malgastar a la persona que eres". 


Foto extraída de la página: lamenteesmaravillosa.com

CRUZAR EL MAR.

Me imagino a un chaval que entra en el colegio por primera vez, despu√©s de pasar por la guarder√≠a; u otro que pasa del colegio a la ense√Īanza superior; tambi√©n cuanto est√°s en la puerta de la universidad para iniciar una carrera; ser√° como si anduvieras descalzo por la arena de la playa camino de la orilla, y por un momento te quedaras mirando al horizonte...
¿Qu√© habr√° detr√°s de esta espuma blanca que me roza los pies? Y tiras hacia adelante, y te mojas, y sigues como Dios bien disponga.
Aunque haya pasado un noviazgo, mucho o poco tiempo, cuando te acercas a la orilla del altar o a la de la mesa del juzgado o ayuntamiento, esas olas blancas del traje de novia te acercan a los pies la misma pregunta: ¿Qu√© habr√° detr√°s?.
Contin√ļas adelante y te metes hasta el cuello en el mar, no todos, eso es cierto.
Vas andando por la arena oscura de los pasillos del hospital, camino del paritorio; el canasto de mimbre navega por el ancho océano de la existencia abrazando a una vida nueva; vas a ser padre, pero cuesta trabajo adentrarse en el piélago y acariciar al bebé que acaba de nacer, porque sabes lo que trae consigo, a parte del pan de debajo el brazo.
Pero nadas hasta el chico o la chica a través del pasillo, lo abrazas, y ya será tuyo para siempre; si bien algunos no entendieron eso de meterse hasta la boca, o más adentro todavía, para ser padres o madres.
Sucede lo mismo en la orilla de la oficina, en la acera de los amigos y amigas, en el filo de las decisiones que conllevan sufrimiento, trabajo, pensión o necesidad.
Todo lo que signifique subirte a la goleta de una nueva aventura, conlleva adentrarte en el mar; ¡Ay, el mar, la mar (como dir√≠a Alberti), y el mar, ya lo sabemos todos, est√° lleno de peligros.
Pero hay que cruzarlo.
¿C√≥mo crees que vas a cruzar el mar si te quedas en la orilla mirando las olas?


Foto extraída de la página: freepik.es

11 junio 2020

UN COCO.

Entre los m√ļltiples beneficios del coco destacan sus propiedades antioxidantes, su capacidad para regular la presi√≥n sangu√≠nea y disminuir los triglic√©ridos. Adem√°s es rico en fibras y minerales (potasio, f√≥sforo, magnesio, hierro y vitaminas E,C, y B.
Pero eso es con la parte blanca, la carnosa, la que se puede comer; pero hasta llegar a ella, hay que destruir una corteza dura, correosa, y bastante difícil de partir.
Se le compara con el cráneo, debido a la dureza extrema de su recubrimiento, al igual que la estructura ósea que abraza nuestro cerebro, una de las más duras de nuestro cuerpo.
-A ese le funciona bien el coco.
Y también es comparativo a ser intransigente, inflexible, intolerante, testarudo, etc. por la dureza de ese mismo coco.
- ¡Anda que no tiene esa el coco duro!
Y c√≥mo no, se aplica tambi√©n al fantasma que se lleva a los ni√Īos cuando estos no quieren hacer lo que le apetece a los padres...
-Si no te comes la verdura, va a venir el coco y te va a llevar.
Tener un buen coco es de ser inteligentes, perspicaces, despiertos, vivos, astutos, agudos y l√ļcidos.
Y después...
Despu√©s est√°n los cocos que hay que tragarse, esos que ves, escuchas, sientes, notas, o te endilgan sin ning√ļn tipo de pudor.
Esos cocos que te debes de tragar, pero que cuestan tanto trabajo, rascan tanto la garganta...
Cocos de padres y madres, hermanos y hermanas, maridos y esposas, amigos, compa√Īeros, conocidos, o gentes que solo se acercan a ti para darte un poco de "por-culo", que tambi√©n los hay.
¡Pues no! ¡Me niego a tragarme esos tipos de cocos! ¡Me rebelo a que me hagan da√Īo!
Y sobre todo sabiendo que... "Aquel que se trague un coco, debe de tener mucha fe en su culo".
Pues eso.

Foto extraída de la página: Ministerio de salud de Bolivia.

¿ADMIRACI√ďN?. ¿ENVIDIA?

Cuando miras a una persona valor√°ndote a t√≠ mismo, teniendo en cuenta cuales son tus virtudes, tus capacidades (todos tenemos las nuestras; solo hay que encontrarlas y desarrollarlas); cuando la miras cara a cara y entiendes, y asimilas,  que en lo suyo es el mejor o la mejor, entonces la est√°s admirando.
Cuando te alegras porque ha llegado m√°s lejos que t√ļ en el trabajo, donde ha estudiado m√°s, ha tenido m√°s dedicaci√≥n, o ha trabajado m√°s arduamente, a esa persona la est√°s admirando.
Cuando comprendes que tu compa√Īero de clase tiene memoria fotogr√°fica y t√ļ no, cuando entiendes que a t√≠ te costar√° m√°s trabajo aprobar una asignatura que a √©l o a ella, porque simplemente es m√°s inteligente que t√ļ, est√°s admirando a ese o esa compa√Īero/a.
Cuando entiendes en qu√© es mejor que t√ļ en cualquier cosa la persona con la que compartes tu vida, y tienes la capacidad y el coraje para animarlo/a para que siga adelante y destaque en ello, entonces la admiras.
Cuando resaltas abiertamente las virtudes de tus hijos, tus padres, tus amigos, tus compa√Īeros de trabajo, y tienes la gallard√≠a de comentarlo con todos, es que deliberadamente los admiras.
Si ad-mirar significa "causar sorpresa a la vista" ; cuando miras a esas personas con malos ojos pasas al lado oscuro en un solo paso, te anegas en el cieno de la envidia, traducción del latino "invidere" (mirar con malos ojos) siendo el negativo de "videre" (mirar); solo entonces te conviertes en un envidioso de mierda.
La envidia es demasiado da√Īina, ya no solo para el envidiado, que sufre toda clase de vejaciones, malas contestaciones, desprecios, miradas cruzadas, y actuaciones incomprensibles del envidioso; sino tambi√©n, y mucho, para el envidioso, celoso, pelusero, resentido, receloso, y mil etc√©teras.
La envidia es una de las causas m√°s comunes de estr√©s psicol√≥gico, y seg√ļn el Instituto nacional del c√°ncer, ese estr√©s psicol√≥gico, en algunos estudios, se ha indicado como una relaci√≥n entre varios factores psicol√≥gicos y el nacimiento de un c√°ncer.
Aunque ya la envidia en s√≠ es un c√°ncer corrosivo del alma de las personas, tambi√©n puede serlo para su cuerpo. ¡Ojo al dato!



Foto extraída de la página: granadadigital.es

09 junio 2020

DIFERENTES OPINIONES.

En todos los aspectos de la vida hay diferentes opiniones para todas las conjeturas, para todos los dilemas.
Y si no, comparemos las declaraciones de unos y de otros de los políticos, la izquierda ve las cosas de una forma, la derecha de otra; no quiero entrar en el debate de quién las ve bien, y quién las ve mal, pero seguro que las ven diferentes.
Unos abogan y defienden unas cosas, y otros, otras.
En otro aspecto de la vida, unos son ateos y otros creyentes; unos evolucionistas y otros creacionistas; unos ahorradores y otros muy, o demasiado gastosos.
Hay capitalistas y también comunistas; hay conservadores y hay progresistas, formales y juerguistas, de traje o de sport.
Cualquiera puede tener la opinión que quiera sobre lo que le apetezca, pero lo que no debe de dejar nunca es de ser: honesto, leal y lícito.
A los y las que campan por su falta de honradez, de lealtad, de licitud, quiz√°s alg√ļn d√≠a, el famoso "karma" (que seg√ļn  la religi√≥n budista-hinduista predica, es que: toda acci√≥n tiene una fuerza que expresa e influye en las sucesivas existencias del individuo) les haga justicia.
Y si no...
Cuando Albino Luciani era patriarca de Venecia (m√°s tarde ser√≠a el llorado Juan Pablo I) desde la Banca Cat√≥lica de Venecia hac√≠a pr√©stamos a bajo tipo de inter√©s a los que lo necesitaban; fue a Roma a pedir m√°s dinero al banco Vaticano y all√≠ supo, que Paul Casimir Marcinkus (Cardenal director del IOR), hab√≠a vendido la Banca Cat√≥lica de Venecia al Banco Ambrosiano; fue de nuevo a Roma a protestar por la decisi√≥n, que dejaba a muchos peque√Īos empresarios y agricultores sin pr√©stamos a bajo costa; y Marcinkus le espet√≥:
"No se puede dirigir la Iglesia con el "Ave María".
Imaginaros la cara del Cardenal Marcinkus cuando vio entrar a Albino Luciani en su despacho, reci√©n entronizado como Juan Pablo I, Papa de la Iglesia Cat√≥lica Apost√≥lica y  Romana.
Diferentes opiniones de diferentes personas sobre un mismo tema.

Albino Luciani, posteriormente elegido Juan Pablo I, foto extraída de: elpaís.com

CAPTACI√ďN.

Captación, es la acción y el efecto de captar; captar, proviene del latín "captare" o más frecuentemente "capere" (contener, coger, tomar).
En la RAE tiene varios significados,  a saber:
1.- Percibir algo mediante los sentidos o la inteligencia, percatarse, comprender.
2.- Recoger las aguas de los manantiales.
3.- Recibir, recoger: sonidos, im√°genes, ondas, emisiones y radiofrecuencias.
4.- Atraer, conseguir o lograr benevolencia, estimación, atención o antipatía.
5.- (La que m√°s me preocupa) Atraer a alguien ganando su voluntad o afecto.
Hoy en día hay más jefes que soldados, como decían en sus tiempos del Corte Inglés, han dicho de la sanidad y como dicen ahora de la clase política.
Hay m√°s captadores, que ya, gente a la que captar.
Toda empresa, partido, sindicato, club deportivo, religión, telefonías, y lo más penoso, ONGs tiene su importante, o importantísimo diría yo, equipo de captadores.
Todo este tipo de captadores, supongo que se llevar√°n un sueldo a casa, quiero entender que pocos lo har√°n por amor al arte.
Ah, y mientras que intenten captarte con verdades, con hechos reales, con ofertas fiables, y con planes justificados y realizables, daría por bueno el intento de captación, y lo más probable es que me dejase captar.
Pero hay tantas falacias, tantos bulos, tantas mentiras, tantas falsas promesas, tanto cuento chino, europeo, americano y etc. que uno ya acaba "no creyéndose ná de ná".
Cuando nos intenten captar vamos a tener que hacer como Manuel Luque, que a mediados de los ochenta era el director general de CAPM y anunciante del detergente "COL√ďN".
"Busque, compare, y si encuentra algo mejor, ¡D√©jese captar! 

Manuel Luque en la actualidad, foto extraída de la página: yofuiaegb.com

AVECHUCHO.

Esta palabra rara me apareció, como la mayoría de las cosas diferentes de las que escribo, en un crucigrama.
Es un nombre masculino de uso despectivo, y he encontrado unas coincidencias entre las aves y el resto de animales, personas y cosas.
El "ucho", en este caso "chucho" a√Īadiendo la C por fon√©tica, es un sufijo que forma despectivos en sustantivos y adjetivos, y hace referirse a un p√°jaro feo, o pajarraco.
Este sufijo se puede aplicar a muchos animales, personas o cosas, por ejemplo...
Animalucho: Animal molesto, repugnante o merecedor de desprecio.
Morucho: Supongo que será la fusión de "moralco" y "ucho", toro negro, mal hecho y poco toreable.
Armarucho: Armario de mierda.
Paliducho: De blanco que est√° da "yuyu".
Endeblucho: Como dir√≠amos cuando peque√Īos, menos carnes que un guiso de alambre.
Debilucho: De d√©bil que est√°, est√° hasta feo y macilento.
Medicucho: Médico de poca monta, casi, casi, un "matasanos."
Despapucho: Dicho y hecho totalmente absurdo, equivocado, o carente de lógica o sentido.
Faltan muchos, pero no podía dejar de mentar a muchos, que hoy en día no llegan ni al principio de la altura para los que se los eligió, los "politicuchos"
Os invito a inventar nuevos nombres con el sufijo "ucho" que ya veis para cuantas cosas da.
¡Ay que ver cuantas cosas ense√Īan a diario los crucigramas!
¡Pero qu√© feo es el p√°jaro joder!


Foto extraída twitter.

MENTIRA, VERDAD Y VICEVERSA.

Donald Trump, anunció hace unos días, que se automedicaba tomando hidroxicloroquina para prevenir el Covid, pero el fármaco no cuenta con el aval de las autoridades médicas para combatir el coronavirus, que el presidente de los EE.UU. no ha contraído, que se sepa.
Después de estas declaraciones, el comentarista de la televisión comentó, que el fármaco no es seguro y que no debería la gente de tomarlo, de momento.
-Llevo una semana y media tomándolo, y aquí sigo.
Dijo Trump sobre los potenciales efectos adversos del medicamento; este era el final de la noticia.
Un psicólogo explicaba el sábado pasado en la radio que la noticia, por parte del medio de comunicación estaba mal enfocada, mal planteada, y que así, lo más probable es que incitara a la población a utilizar la hidroxicloroquina.
Este se√Īor indicaba, que una primicia de algo mal hecho, o que no se deber√≠a de hacer, hay que darla completamente al rev√©s y me explico...
En la anterior exposici√≥n el desarrollo es el siguiente: Error o mala acci√≥n - verdad o correcci√≥n y  error o mala acci√≥n.
Cuando la declaración debería de ser al contrario: Verdad o corrección - error o mala acción y verdad o corrección.
La crónica correcta se debería de haber dado así:
La hidroxicloroquina no es un medicamento seguro y no cuenta con el respaldo de las autoridades médicas; si bien el presidente Trump dice que se automedica con ella y que de momento no ha contraído el virus, no es un medicamento, ahora mismo fiable para el tratamiento, como tampoco es correcto el automedicarse.
Empezar con la verdad y terminar con la verdad, dejando por medio la falacia, el desatino y los desaciertos.
Eso implica que primero entendemos cómo, después escuchamos cómo no; y al final, de nuevo escuchamos como hacerlos bien.
As√≠ que cuando oigamos noticias mal expresadas, ya podemos tener la capacidad  de analizarlas de forma psicol√≥gicamente coherente.

Foto extraída de la página: bbc.com

LA ALEGR√ćA DE LA CALLE...

Hoy quiero hacerme eco de una frase de mi querid√≠sima amiga y compa√Īera Pepi Acebedo.
Eso s√≠, como siempre pasa, no todo el monte es or√©gano, de todo hay en la vi√Īa del Se√Īor, y hay, claro que los hay, se√Īoras y se√Īores que se comportan en casa todav√≠a mejor que en la calle, adem√°s de que en la r√ļa lo hacen genial.
A la gente, a las personas, a las mujeres y a los hombres, los conocemos de la calle, quiero decir, que no sabemos, ni sabremos jamás cómo se comportan de puertas para adentro.
Siempre, quien convive con él, o con ella, contará al resto lo que le apetezca, o muchas veces, lo que le convenga para justificar sus acciones.
√Čl despotrica de ella, en todos los aspectos, para disculpar sus acciones y su forma de actuar.
Ella insulta continuamente a él, para justificar su actitud, la de ella; para recibir en la calle, el visto bueno de las decisiones tomadas.
Como dec√≠a anteriormente, en la plaza es una cosa, y otra en la casa; el dicharachero, simp√°tico, risue√Īo, alegre y pac√≠fico de fuera, puede ser un animal incontrolable, un imb√©cil de tomo y lomo dentro. Ella, en la calle: encantadora, arreglada, perfumada, con miradas sensuales a diestro y siniestro, enamoradora de los enamoradizos, en casa: una bruja con escoba pero sin montarla, pendenciera, irrespetuosa, violenta, y muchas veces insoportable.
Por eso ese refr√°n tan verdadero que dice: "Las apariencias enga√Īan".
Se me acerca a la memoria lo que vino contando mi padre la √ļnica vez que fue al f√ļtbol:
-Vengo que me echo las manos a la cabeza, creo que la gente va al f√ļtbol a decirle al √°rbitro y a los jugadores del equipo contrario lo que no son capaces de decir en casa. 
Y ahora la frase de mi amiga Pepi, como homenaje a todas las mujeres maltratadas, y a lo hombres maltratados, también, por qué no.
"La alegría de la calle y el martirio en casa".
¡Por Dios, cu√°ntas y cuantos hay as√≠!

Foto extraída de: semana.com.

07 junio 2020

AGUANTE EMOCIONAL.

Todos tenemos un aguante diferente a la hora de soportar las cosas que nos sobrevienen durante nuestra existencia; y este período de reclusión ha sido muy duro para mucha gente, sobre todo para los que han perdido a alguno de sus familiares queridos, los que han estado luchando contra la muerte en los hospitales y en las residencias, y los que han tenido el virus cara a cara durante muchos días.
He de resaltar que mi madre, ya mayor, y que, cuando la mayoría de las personas de su edad estaban en casa sin salir, recluidas; ella, cada dos días, tenía que montarse en una ambulancia junto con otros cinco o seis valientes, para recibir la sanadora diálisis que la hace seguir adelante.
Mis hijos se han comportado de "chapeau", siguiendo las recomendaciones de los dirigentes y cumpliendo estrictamente la normas; se han tenido que amoldar a trabajar en casa, y solo han salido para lo estrictamente necesario. Han hecho deporte en casa, y han procurado llevar una existencia sana.
Mi hijo menor, quizá lo haya pasado peor que otros muchos, incluyéndome yo; ha estado separado de su querida Isa durante tres meses; porque después de la reclusión no se podía hacer viajes entre provincias.
El s√°bado a medio d√≠a, estaba expectante en el sof√° escuchando las alocuciones del presidente de la Junta de Andaluc√≠a Juanma Moreno, mi hijo esperaba la ansiada noticia, la libertad de viajar entre provincias para abrazar y besar despu√©s de casi tres meses a su chica; cuando salt√≥ la buena nueva los ojos se le llenaron de l√°grimas, y por ende, tambi√©n a este que escribe, hombre sensible. 
Fue un momento lleno de ternura, se exterioriz√≥ ese aguante emocional que se ha ido acumulando en innumerables llamadas con c√°mara, para paliar un poco su falta;  y tambi√©n de recompensa por el deber cumplido; hoy estoy orgulloso de mis hijos, y feliz, al igual que Jes√ļs, por poder abrazar de nuevo a la linda Isa.



04 junio 2020

VOLVER LA CABEZA.

¿En cuantas ocasiones hemos tenido que callar porque decirle las cuatro verdades a alg√ļn cliente, o a nuestro mismo jefe,  podr√≠a poner en peligro nuestro puesto de trabajo?
¿En cuantas oportunidades has hecho o√≠do sordo a lo que te ha dicho, posiblemente en un momento de discusi√≥n, tu pareja, para evitar males mayores; o has tragado sapos bien cebados con enga√Īos por la continuidad de la relaci√≥n?
¿En cuantas situaciones has omitido culpar a tus hijos de desidia, malos modos, o dejadez por el buen funcionamiento de la unidad familiar?
¿En cuantas ocasiones has tenido que morderte la lengua ante injusticias flagrantes que te han da√Īado en demas√≠a?
¿En cuantos momentos no has tenido el arrebato de decirle en su cara a cualquiera, que es un: chorizo, un cara dura, un imb√©cil, un maleducado, un vaina, o mucho peor, que es malo?
¿Cuantas veces has pasado por alto las injusticias de esta sociedad, por desidia, por miedo, por desconocimiento o por temor a perder tu posici√≥n?
¿En cuantos lances de la vida te has encontrado en una situaci√≥n en la que tendr√≠as que haber actuado y has mirado para otro lado?
¿Cuantos trances ha habido con compa√Īeros, catalogados de "vaguillos", en los que has hecho sin rechistar una parte de su trabajo por el buen funcionamiento de la empresa o la oficina?
¿Cuantos ratos mirando a otro lado para evitar sufrir observando miradas destempladas?
¿En cuantas oportunidades has vuelto la cabeza para que no te vean los ojos llenos de l√°grimas; de dolor, de pena o, tambi√©n por qu√© no, de rabia?
En homenaje a mi nuevo sobrino-nieto Dylan...

"Cuantas veces puede un hombre volver la cabeza y fingir que no ve. La respuesta mi amigo est√° flotando en el viento. (Bob Dylan)





Foto extraída de la página: pagina12.com

ASPIRACIONES DE FELICIDAD.

Aspirantes a la felicidad somos todos; todos queremos ser felices, y todos lo necesitamos.
Esta pandemia est√° sacando a relucir lo mejor de muchos y, como el yin y el yang, lo peor de otros bastantes m√°s.
La mayoría tiene como meta de felicidad un sustento digno para sí y su familia; un trabajo decente con el que ganarse la vida, o en su falta un subsidio coherente para poder sobrevivir el, ella y su prole.
Nómina, pensión, subsidio, todo en beneficio de la persona para completar uno de los quesitos del Trivial de la vida, el quesito del dinero; de la salud y el amor hablaremos otro día.
Pero...
En esto del dinero hay muchas injusticias.
¡Ay los dineros que se pierden!
Personas con cuarenta a√Īos aut√≥nomos cotizados que reciben menos pensi√≥n que algunos que no han cotizado en su vida.
Gente que acumula subsidios, auxilio de protecci√≥n social,  ayudas a hijos, algunos por valor de 1.300 € ,como confirmaba ayer una se√Īora que escuch√© en la calle hablando en voz alta.
Se√Īores y se√Īoras que cobran ayudas de hasta 1900 € exentas de tributar, cuando t√ļ para rescatar el plan de pensiones, que has estado ahorrando durante toda tu vida para la vejez, tributas hasta por el √ļltimo c√©ntimo que percibas; muchas de esas ayudas cobradas injustamente porque tienen residencia, o residencias, en Madrid, aunque fueran elegidos en otras provincias.
Se√Īor√≠as que solo necesitan siete a√Īos de diputado o senador, para percibir la pensi√≥n m√°xima, mientras que un ciudadano de a pie, requiere un m√≠nimo de quince a√Īos para alcanzar el 50%.
Todo esto, a parte de ser una injusticia, es anticonstitucional, porque viola el art√≠culo 14 de nuestra Constituci√≥n. 
"Los espa√Īoles son iguales ante la ley, sin que pueda prevalecer discriminaci√≥n alguna por raz√≥n de nacimiento, raza, sexo, religi√≥n, opini√≥n o cualquiera otra condici√≥n o circunstancia personal o social"
Puufff.
Me apoyo, después de este monumental cabreo, en Paltón (filósofo griego: Atenas 427-347 a.c.)
"El que aspire a ser feliz debe respetar la justicia. Dios abandona a todos aquellos que se dejan henchir por el orgullo y corren tras las riquezas".

Foto extraída de la página: smartick.es



03 junio 2020

LAS CEBRAS.

La cebra tiene en espa√Īol algunas variantes: zebra, cebro y encebra; viene del lat√≠n "equiferus" (equi-ferus, caballo salvaje). De ah√≠, seg√ļn Plinio, paso a "eciferus" , la qu pas√≥ a ser C y se perdi√≥ la E quedando en "ecevro" y de ah√≠ la cebra actual. Un equino que habit√≥ en la pen√≠nsula ib√©rica hasta el siglo XVI.
Tienen unas rayas a través de su cuerpo, estrictamente determinadas por la genética, para ocultarse de los depredadores entre la poca maleza existente en la sabana.
Al igual que los √Ī√ļes, son el bocado preferido de las leonas, leones, guepardos, leopardos y hasta de los cocodrilos, cuando estos animales no tienen m√°s remedio que acercarse al r√≠o a satisfacer su sed.
Hay muchos animales racionales que andan, o andamos sueltos por estos mundos de Dios, a expensas de ser atacados por los depredadores; esos que solo disfrutan con la sangre, con el bocado en el cuello, con desgarrarte las entra√Īas de un zarpazo. Esos que est√°n agazapados esperando a su f√°cil presa para darse un fest√≠n, y se creen que las cebras y los √Ī√ļes somos tontos, que no nos damos cuenta de que nos van a morder, que nos van a derribar, o nos que van a hacer sufrir.
Y siguen escondidos, como los cobardes, aunque algunos sean los reyes de la selva, o los chulos de la calle; pero tienen que permanecer ocultos, para no ser descubiertos y asestar el ataque mortal.
El otro d√≠a, mi admirado Javier Cansado, de Faemino y Cansado hizo una definici√≥n exacta de lo que es este mundo compar√°ndolo con el de la sabana. 
"La cebra no tiene que ser más rápida que el león o la leona; sino más rauda que las otras cebras".

Imagen extraída de la página: elpaís.com

RESACA.

La palabra resaca, en principio alude al retroceso de las olas del mar cuando se retiran de la orilla, esto fue antes de utilizarse para definir el malestar que se siente al otro día, después de haber bebido mucho alcohol.
Est√° compuesta por el prefijo "RE" (hacia atr√°s, repetici√≥n, intensidad)  y "SACAR" (Extraer algo del interior de otra cosa, y √©ste procede del g√≥tico "SAKAN" (Pleitear).
Por lo que la resaca que hoy me ocupa podr√≠a definirse como: Repetici√≥n de extraer algo con intensidad, o sea, repetir una y otra vez ese mal sabor de boca que dejan por la ma√Īana los abusos, que casi siempre es demasiado intensivo.
Ah, pero no solo de resacas alcohólicas vive el hombre; y la mujer...
La de esta pandemia, que algunos se toman como un resfriado com√ļn, va a ser de √≥rdago, pero de los gordos.
Repetiremos, cuando se acaben las mil y una rutinas, algunas innecesarias y otras incumplidas, todo lo que hemos estado haciendo durante estos meses; la resaca económica va a ser brutal, además de por los puestos de trabajo que se han perdido, por la cara de muchos, que querían despedir y han aprovechado esta situación para hacerlo con la mayor de las impunidades.
Y la mayor resaca, la que tendrá más intensidad será la política; si ya estábamos resacosos, con el malestar, con la desazón, por el cariz y los derroteros que estaba tomando la clase, mejor, la "sin-clase" política; cuando todo esto termine, será la hora de tomarse un par de "Alka seltzder" y plantearse detenidamente: quién, cómo y cuando quiero que me representen en el parlamento en un futuro, y quién quiero que gobierne dirigiendo los designios de este país que parece no tener límites de "sinvergonzonería".
                                   

Foto extraída de la página: limpiezapersonal.com






02 junio 2020

ESPARADRAPO.


La palabra de hoy es un pr√©stamo del italiano antiguo del siglo XIV "sparadrapum"; este vocablo est√° formado por dos en s√≠: "sparare" (rajar o partir por la mitad), y "drappo" (pa√Īo, tela), de ah√≠ viene lo de trapo; y eso nos lleva a lo que en realidad es el esparadrapo: tiras de tela.
Lo de pegar por una cara seguramente que vendría después, con el paso del tiempo y de la evolución de la medicina hasta como lo conocemos hoy en día.
Esparadrapos los hay de varios tama√Īos y texturas, pero el bueno, el que deber√≠amos poner muchas veces en la boca de tanta gente, incluida la nuestra, es el amplio, ese que tiene como cuatro dedos de ancho.
Muchas veces nos arrepentimos de no haber tenido puesta una de estas telas, bien encolada, en la boca, porque decimos cosas que no son necesarias, que pueden doler, que pueden hacer da√Īo, o que no son ciertas; pero lo peor que nos pasa es que no le podemos poner a muchos y a muchas esa cinta pegada, de oreja a oreja, como si fuera una mascarilla, pero que les impidiera hablar.
¡Cu√°nta serie de sandeces al cabo del d√≠a!
¡Cu√°ntas mentiras!
¡Cu√°ntos cuentos para hacernos comulgar con ruegas de molino! Ya ni se comulga con una hostia normal... imaginaros con una rueda de molino.
Los reporteros deber√≠an de llevar un rollo de esparadrapo al cinto, en vez de una bolsa para el micr√≥fono, para tapar bocas indecentes; los directores de algunos programas de televisi√≥n tambi√©n deber√≠an usar ese tipo de tela a tiras encolada para evitar esas burradas paridas por muchos de los presentadores y contertulios, y en muchos sitios p√ļblicos, al lado del micro un buen rollo de esparadrapo.
"Antes de mentir, trolear, burrear, vocear, soltar animaladas, hacer da√Īo con tus palabras, faltar al vecino, al compa√Īero, al padre, a la madre, al hijo, al compa√Īero, o airear mil sucios trapos... ¡Adhiere a tu boca un poco de esparadrapo!" (Esta es m√≠a, de ahora mismo).
Lo peor de todo, es que cuando debes de contestar contundentemente a alguien, pareciera que tuvieras puesto el maldito esparadrapo, y solo después de pasar el momento, se te ocurre qué deberías haber dicho.
Ayyy, las oportunidades que se van.



Foto tomada de la p√°gina: sumevi.com